ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

la boca
artículos, escritos y demás piezas perfectamente obviables perpetradas por Javier Armentia

Instagram

Blogalia
FeedBurner

StatCou nte r

Ver Estadísticas

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 España.

Para contactar con el autor:

Archivos
desde el 24 de enero de 2002

<Marzo 2015
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          



Nos enlazan según Google


Blogalia


Últimos comentarios aquí...

  • manuel en Paseando Con El Pensador De Músicas
  • Ainara en El Poder De La Ciencia (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • ElPez en El Poder De La Ciencia (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • W. en El Poder De La Ciencia (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • Mag en Podrían Haber Sido Nuestros Antepasados
  • andes en Podrían Haber Sido Nuestros Antepasados
  • andes en Podrían Haber Sido Nuestros Antepasados
  • jose en La Irrefrenable Atracción De Los Eclipses
  • Anónimo en Cáncer: Sospechosos Milagros (2)
  • Emilio Molina en Pre Potencia

  • 2015-03-30
    )

    Haciendo La Pascua (#MILENIO @NoticiasNavarra)
    2015-03-30

    Publicado el lunes 30 de marzo de 2015 en MILENIO, Diario de Noticias.

    Hace semana y media el Sol cruzó el ecuador celeste horas después del eclipse solar. Y consecuentemente a las dos semanas, el sábado 4, llega el plenilunio, además con eclipse lunar (por aquí no lo veremos). Siguiendo así la costumbre establecida por los hebreos hace miles de años todo el país se dedicará a ver una programación televisiva llena de pasos procesionales, capirotes, caspa y fe a raudales. Y el inevitable Ben Hur. Como siempre, las procesiones alternativas, impías y jocosas, habrán sido prohibidas por la autoridad competente que es muy respetuosa con los movimientos de los astros y las religiones de libro gordo, más que con la libertad de opinión y esas zarandajas laicistas. Luego siempre hay algún listo que me suelta por las redes sociales eso de que por qué los ateos tomamos vacaciones en estas fechas en vez de trabajar. Un argumento de altura para lo que suelen poder elaborar estas lumbreras más habituadas al palo y tentetieso. Y si alguien ha pensado algo así como “ah, pues es cierto” que se lo haga mirar, porque no voy a hacerle la pascua explicándole qué es y qué no es un silogismo válido. Hay gente a la que la lógica le resbala más que el agua sobre una tele encerada.

    Por lo demás, tendremos oportunidad de disfrutar de una fiesta que tiene ese encanto de bailar por el calendario gracias a manías milenarias de una gente que establecía su ritual mirando al cielo. Dentro de unas semanas el Telescopio Espacial Hubble cumplirá, precisamente, un cuarto de siglo en el cielo mirando más allá. Y esa sí que me parece una historia digna de celebración, procesión y fiesta. Y es que ese anteojo espacial ha cambiado más la idea que tenemos del Universo que los dos mil años de pasos procesionales. Pero eso es otra historia, es la ciencia, y lo de aquí es fe inquebrantable. Amén.

    2015-03-30 20:50
    Enlace | 0 Comentarios



    2015-03-29
    )

    Paseando Con El Pensador De Músicas
    2015-03-29

    Hace muchos años que conozco a Iñaki de la Torre, uno de esos periodistas que no para nunca. En QUO me tuvo que sufrir mucho, para que le mandara las cosas a tiempo, consiguiera decir de forma concisa lo que se esperaba (en aquella sección de QUONSULTAS que fue sobre todo hija suya, con un montón de colaboradores). Y más cosas; le llevo escuchando mucho en la radio, donde sabe además conjugar su faceta de músico (como también con los Mojarras con quienes actúa) además de hacer muchas cosas de radio. Y de dirigir Rolling Stone, y... Bueno, que como pasa cuando escuchas a alguien a menudo en la radio realmente lo tienes cerca aunque hiciera bastante tiempo que no hablara con él. Así que cuando me llamó hace unas semanas para contarme un proyecto para la SER, que se iba a llamar EL PENSADOR DE MÚSICAS, aprovechar una hora de radio cuando el fútbol lo permite para hablar de otras cosas con otras gentes, dejando (algo realmente raro en la radio comercial) escuchar canciones enteras. Me propuso pensar en algo sobre el espacio, y salieron cosas así de repente de todo tipo: desde bandas de rock de astronautas o la música tocada desde la ISS a la armonía de los mundos de Kepler, las escalas de Pitágoras, las ilusiones auditivas, las ondas y la luz, el efecto Doppler y los efectos y distorsiones de la música, el tiempo y los tempos... en fin. Daba como para un día entero y quién sabe si habrá alguna otra ocasión.

    Porque lo que si ha habido es toda una hora de radio, hoy domingo 29 de marzo, en la que hemos charlado sobre unas cosas y otras, y hemos podido escuchar algunos temas que nos gustaban a los dos: desde la Velvet Underground a Police, pasando por el siempre necesario Van Morrison, además de Ella Fitzgerald, Frank Sinatra, Lenny Kravitz, Antonio Vega o Pink Floyd entre otros. Joe, se me pasó el tiempo volando...

    Bueno, ahí está esa hora, en la web de la SER. Gracias, Iñaki. Un abrazo. Y otro muy gordo a Laura Piñero, que es también parte de esta magia de la radio... EL PENSADOR DE MÚSICAS: Paseo musical por el espacio

    2015-03-29 23:14
    Enlace | 1 Comentarios



    2015-03-24
    )

    El Poder De La Ciencia (#MILENIO @NoticiasNavarra)
    2015-03-24

    Publicado en MILENIO, Diario de Noticias, el lunes 23 de marzo de 2015

    Vivimos el pasado viernes lo del eclipse y, a pesar de que las nubes impidieron verlo en directo, el que nos juntáramos unas cuatrocientas personas, niños y mayores con muchas preguntas y ganas de conocer esas cosas minoritarias de la ciencia me reafirmó una vez más en que posiblemente haría falta más ciencia y menos pan y circo. Y no sólo porque en ciencia sea más difícil amañar partidos o despistar dinero y tributos; no sólo porque sea más barata (desde luego, parafraseando a Derek C. Bok, la ignorancia es mucho más cara); no sólo, en fin, porque sea una herramienta que mejora el mundo haciéndolo más libre y solidario. También porque el poder de la ciencia y el conocimiento debe ser usado para arrinconar a los chorizos que se aprovechan de la ingenuidad.

    Acaso todo esto les suene a manido, incluso demagógico; que cuando se pasa hambre la ciencia (o en general la cultura) se ve cosa elitista y superflua. Y así es lo que sucede, que desde hace años nuestro país ha dejado de pagar las magras cuotas de participación en importantes sociedades científicas internacionales, o dejado colapsar muchos proyectos científicos con la precarización sistemática de institutos, universidades y demás. El año pasado nos echaron del Programa Internacional de Descubrimiento Oceánico o del Programa Internacional de Perforación Científica Continental (geología que ayuda a prevenir desastres), tardamos dos años en engancharnos al proyecto del nuevo telescopio europeo o dentro de nada lo mismo nos caemos de los organismos internacionales de las ciencias químicas. Por supuesto, con uno solo de esos cohechos que todos conocen pagábamos eso y diez veces más. Pero aquí la gente es como es y volverá a votar a estos energúmenos. ¿Casta? No, qué va, directamente delincuentes. Ese si que es el eclipse más terrible, la marea del siglo, el caloret faller.

    2015-03-24 20:34
    Enlace | 3 Comentarios



    2015-03-19
    )

    La Irrefrenable Atracción De Los Eclipses
    2015-03-19

    Hoy en EL PAÍS (como en muchos otros diarios) aparece información sobre el #eclipse20M. Y me pidieron un artículo de opinión que también aparece en la edición impresa. Más o menos es este texto que coloco para el repositorio de la pecera.

    Un eclipse permitió en 1919 a Sir Arthur Eddington declarar falsa la teoría de la gravedad de Newton, que debía ser sustituida por la Relatividad General publicada en 1915. Este año, que es el Año Internacional de la Luz entre otras cosas por conmemorar el centenario de la gran teoría del espacio y del tiempo de Albert Einstein, ya no hacen falta eclipses para comprobar cómo la luz se curva, aunque un siglo después la física sigue siendo un territorio ajeno a los legos. En un apasionante relato de la historia de este mundo de la física publicado por Anagrama, “La teoría perfecta. Un siglo de figuras geniales y de pugnas por la teoría general de la relatividad”, el astrofísico de Oxford Pedro G. Ferreira muestra cómo estamos aún lejos de dejar de discutir sobre el tema. Incluso ahora cuando arranca la segunda temporada del LHC, el acelerador de partículas del CERN, con mayores energías y más ambiciosos fines.

    En 2015 un eclipse de sol queda realmente lejos de la vanguardia de la ciencia y para conocer la actividad de la corona solar disponemos de telescopios y satélites que funcionan todo el tiempo y no solo unas dos veces por año cuando la Luna y el Sol tienen una conjunción con eclipse. No deja sin embargo de provocar atracción esa noche insólita del eclipse total. En la mañana del viernes 20 de marzo desde España  vamos a ver una fracción del disco solar eclipsado, de manera que solamente a través de las redes (y confiando en que esté despejado en las regiones boreales) podremos disfrutar de los escasos minutos que durará la totalidad. En cualquier caso, como siempre pasa año a año, un peregrinaje entre turístico y aventurero, entre científico y romántico, sentirá en vivo y en directo esa sensación en lugares como las heladas islas Svalbard, justo en el comienzo de su día de seis meses de duración.

    Además de ciencia los eclipses traen también mitos y pseudociencia. Siempre se les atribuyó malos o buenos presagios, provocar catástrofes o evitarlas, es decir, cualquier cosa. Y como en estos dos últimos años hemos vivido un máximo de actividad solar que aun siendo poco intenso no ha impedido constantes anuncios de que una tormenta geomagnética iba a acabar con la civilización actual, parece que los agoreros no han querido perder la ocasión avisando ahora de otra tormenta solar de dimensiones épicas.

    Nada tiene que ver la Luna o el eclipse con ello. Pero aunque el cálculo de un eclipse pueda hacerse desde hace siglos con gran precisión, parece que algo capaz de hurtar la luz del día es de por si incontrolable y por lo tanto peligroso. Sin embargo de lo único que hay que resguardarse es de la tentación de mirar al Sol sin protección, menos aún de utilizar ningún instrumento óptico que concentre la luz solar. Proyectando el Sol a través de un simple orificio tenemos una segura manera de ver cómo el disco de Helios se oculta tras Selene durante poco más de dos horas. O participando en las decenas de actos públicos que planetarios o agrupaciones astronómicas han programado el viernes, también un fenómeno que muestra la atracción que nos producen los eclipses.

    2015-03-19 19:48
    Enlace | 1 Comentarios



    2015-03-16
    )

    Viernes De Eclipse (#MILENIO @NoticiasNavarra) #eclipse20M
    2015-03-16

    Publicado el lunes 16 de marzo de 2015 en MILENIO - Diario de Noticias

    Hace casi diez años que desde estos pagos no hemos visto a la Luna pasearse por delante del Sol. Así que comprenderán que los que solemos estar mirando para arriba estemos con muchas ganas de que las nubes nos dejen ver el eclipse solar del viernes. Cierto que no tendremos noche en pleno día, porque no veremos un eclipse total (no por aquí hasta el 12 de agosto de 2026, paciencia entonces). Pero será una buena señal para acabar el invierno. De esas cosas que no nos cambian la vida, que no nos afectan y que, sin embargo, convocan a mucha gente quizá por eso mismo, porque estamos un poco hasta más arriba de la coronilla del eclipse de la razón y la decencia a que nos tienen sometidos etcétera. No haré más analogías: no las merecen los chorizos de turno. Pero, como en otras ocasiones he querido comentar, resulta curioso cómo un baile complejo de la Tierra, la Luna y el Sol se convierta por aquello de las casualidades en un momento mágico, como aquel que comentó hace poco más de 100 años Juan Ramón Jiménez: “Al ocultarse el sol que, un momento antes, todo lo hacía dos, tres, cien veces más grande y mejor con sus complicaciones de luz y oro, todo, sin la transición larga del crepúsculo, lo dejaba solo y pobre, como si hubiera cambiado onzas primero y luego plata por cobre.”

    Unos años antes, en 1860, un niño que se llamaba Santiago Ramón y Cajal se sorprendió con la precisión comprobada de los cálculos astronómicos de un eclipse total de Sol, cuando nadie podía prever la caída de un rayo que, unos meses antes, había matado al párroco del pueblo. Me encantan los eclipses por las grandes personas que se enamoraron del mundo al ritmo de esos juegos del escondite celeste. Y porque cada vez que puedo ver uno nuevo renuevo ese contrato con el conocimiento y la ciencia. Romántico que es uno...

    NOTA: El texto completo de Cajal está en el Cervantes Virtual, corresponde al capítulo IV de "Recuerdos de mi vida".
    El tercer acontecimiento que me produjo también efecto moral importante, fue el eclipse de sol del año 60. Anunciado por los periódicos, esperábase ansiosamente en el pueblo, en el cual muchas personas, protegidos los ojos con cristales ahumados, acudieron a cierta colina próxima, desde la cual esperaban observar cómodamente el sorprendente fenómeno. Mi padre me había explicado la teoría de los eclipses, y yo la había comprendido bastante bien. Quedábame, empero, un resto de desconfianza. ¿No olvidará la luna la ruta señalada por el cálculo? ¿Se equivocará la ciencia? La inteligencia humana, que no pudo prever la caída de un rayo en mi escuela, ¿será capaz, sin embargo, de predecir fenómenos ocurridos más allá de la tierra, a millones de kilómetros? En una palabra: el saber humano, incapaz de explicar muchas cosas próximas, tan íntimas como nuestra vida y nuestro pensamiento, ¿gozará del singular privilegio de comprender y vaticinar lo lejano, aquello que menos puede interesarnos desde el punto de vista de la utilidad material? Claro que estas interrogaciones no fueron pensadas de esta forma; pero ellas traducen bien, creo yo, mis sentimientos de entonces. Es justo reconocer que la casta Diana acudió a la cita, cumpliendo a conciencia y con admirable exactitud su programa. Parecía como que los astrónomos, además de profetas, habían sido un poco cómplices, empujando la luna con las palancas de sus enormes telescopios hasta el lugar del cielo donde habían acordado ensayar el fenómeno. Durante el eclipse, hízome notar mi padre esa especie de asombro y de indefinible inquietud que se apodera de la Naturaleza entera, acostumbrada a ser regulada en todos sus actos por el acompasado ritmo de luz y de obscuridad, de calor y de frío, resultante del eterno girar de la tierra. Para animales y plantas, el eclipse parece constituir un contrasentido, algo así como inexplicable equivocación del mecanismo cósmico, distraído de los perennes intereses de la vida. Se comprenderá fácilmente que el eclipse del 60 fuera para mi tierna inteligencia luminosa revelación. Caí en la cuenta, al fin, de que el hombre, desvalido y desarmado enfrente del incontrastable poder de las fuerzas cósmicas, tiene en la ciencia redentor heroico y poderoso y universal instrumento de previsión y de dominio.

    2015-03-16 17:22
    Enlace | 0 Comentarios



    2015-03-14
    )

    Supersticiones: Viernes 13 Y Sábado Pi
    2015-03-14

    El viernes 13 que no tiene tradición alguna por estos pagos, donde siempre fuimos más de en martes ni te cases ni te embarques, y el 13 y martes de aciago fario y demás. O el 14 de marzo, que es el día pi, pero no por aquí, porque diríamos el 14M, o el 14/3 y eso no tiene de Pi nada de nada. Pero todo viene de fuera y lo peta: el viernes 13 porque dicen que si el número 13 de la cena del Chuchicristo, que si el viernes... (¿el viernes de dolores? Joder, los viernes NUNCA han sido malos días, ni siquiera en Cuaresma con los garbanzos en vigilia y el pescadito obligado), y el 3/14, que es la forma en la que ponen mes-día y así sí parece el Pi de marras. Y luego métele decimales para seguir con los de pi y tenemos EL DÍA PI DEL SIGLO XXI. 

    Bueno, eso en calendario gregoriano, otro en juliano, otro en el calendario musulmán, otro en el hebreo, otro acaso en el maya y un largo etcétera. Los de Smart hicieron lo de la hora suya de los pijos (antes de que fueran hipsters) y pretendieron que todo el mundo les siguiera. Lo mismo querrá ahora Apple con sus relojes de hipster (que antes eran pijopollas). Pero ahí está, una estupidez, una superstición en la que ya la gente queda fascinada por la numerología y la pura casualidad, pero ni siquiera le ponen un poco de valor y se atreven a decir que eso será un día chachi, o un día pestoso. Que ni siquiera los supersticiosos lo son ahora con convicción.

    La convicción ya no existe, es puro trending topic y retwitteo, aparecer en los medios y frotarnos la barriga, que aunque salgan las mismas zaborras de siempre ahora nos parece que huele a rosas.

    Es el signo de los tiempos: seguimos tan irracionales y supersticiosos como siempre, pero pretendemos ser geniales, originales y sorprendentemente modernos.

    La misma mierda. Pero el mundo ni se acabará ni mejorará por ello. Que es una pena porque, llegado el caso, mejor que llegue el fin del mundo un día sonoro para poder decir, lo último que podríamos articular antes de perecer en la llama eterna: mira que hoy era viernes y 13; mira que hoy era sábado y Pi... etcétera.

     

    2015-03-14 01:28
    Enlace | 0 Comentarios



    2015-03-12
    )

    Adiós, Señor Pratchett
    2015-03-12

    Ayer mismo compré la edición de bolsillo de "Snuff", y como cada vez que veía un nuevo título de Mundodisco en castellano en la librería, me acordaba de qué poco tiempo le quedaba de seguir vivo. Ahora justo veo la noticia de su fallecimiento, y me da una pena enorme, y aunque es difícil que uno pueda sentir aún más respeto por alguien TAN respetable, en cierto modo lo siento. Terry Pratchett me ha otorgado, como a millones de lectores, momentos inolvidables, he soñado con un mundo imposible y sin embargo tan absurdo como el que nos toca vivir, y seguiré teniendo esos momentos, esas citas, esas historias. Los treinta y pico tomos de sus novelitas están ahí para que una y otra vez caigamos en sus páginas y pensemos en poder llegar alguna vez a tener la ecuanimidad de Yaya Ceravieja o la perspicacia de Lord Vetinari, la entereza casi psicópata de Sam Vimes, y cualquiera de las humanísimas propiedades benéficas de todos y cada uno de los personajes. Al final, debió llegar la Muerte y le habló en versales y ahí se ha acabado todo.

    Leo la cita que casi todos los medios recogen hoy, muy al pelo: "Despite rumor, Death isn't cruel -- merely terribly, terribly good at his job".

    Adiós Señor Pratchett, y gracias por todo. Somos hoy un poco más huérfanos en este mundo que -ahora si- es plano sin usted. Pero el Mundodisco es así, y los noticieros de la radio abren ahora con las imbecilidades criminales y ofensivas de un ministro de defensa, un delegado de gobierno, el otro político o la otra presidenta, personajes que, afortunadamente, nunca habitarán una novela decente. 

    2015-03-12 20:20
    Enlace | 0 Comentarios



    2015-03-09
    )

    La Riada (#Milenio @NoticiasNavarra)
    2015-03-09

    Lunes, 9 de marzo de 2015. MILENIO: Diario de Noticias

    El otro día intentaba saber por qué era de repente tan perentorio dragar los ríos y reconvertir sus márgenes en algo así como laderas de acequia, y sobre todo por qué de repente la culpa de todos los males estaba en esos que ponen por encima de las vidas humanas y el progreso social a un pajarito o anfibio desconocido. ¡Qué malvados, oye! Supuestamente, decían portavoces de colectivos que han resultado afectados por estas subidas de los ríos, riadas y demás inundaciones de zonas potencialmente inundables, con ello se podría haber evitado el desastre. Así que estuve intentando encontrar bibliografía que fuera más allá de los pronunciamientos, comparar lo que se hace en otras zonas con mucha mayor pluviometría o incluso densidad de población y de utilización de las zonas del patrimonio hidráulico, para ver si realmente aquí estábamos mal e íbamos a peor. Pero no encontré nada que probara que los malos eran los conservacionistas o que la única solución fuera meter excavadoras en el cauce y arrasar con lo que ahí haya. Pero yo no sé nada del tema y asisto curioso al fenómeno cómo nos preocupamos exageradamente de algo cuando ya no hay forma de solucionarlo hasta que bajen las aguas, y se hayan ido las televisiones.

    Por eso agradezco a este periódico que recogiera el pasado sábado una noticia (firmada por Txus Iribarren) de cómo la cosa no era una total dejación y que la única alternativa no era la excavadora; que afortunadamente se han venido desarrollando en Navarra experiencias públicas que deberían extenderse en el futuro y no solo para converger con las directrices europeas sino para asegurar una sostenibilidad que, ciertamente, también tendrá que copar con lo inevitable y asumir un riesgo que siempre existirá. Ojalá pasara más a menudo esto y se usaran menos las riadas para echar la boca a navegar.

    2015-03-09 22:53
    Enlace | 0 Comentarios



    2015-03-08
    )

    Pre Potencia
    2015-03-08

    Lo comentaba por ahí, en una reflexión que venía a cuento de la sensación que dan algunas personas que hablan de ciencia, o de pensamiento crítico, o de las dos cosas, de ser prepotentes, intolerantes, poco empáticos con los crédulos o en general con sus interlocutores. Es algo que se viene diciendo, y que a veces tiene que ver con que hay gente que defiende de forma vehemente y con eficacia argumentos racionales, y desmonta algunas cosillas de esas que están de moda, de que todo el mundo es bueno, todas las opiniones respetables, vete a saber si tu un día no te encuentras con que... etcétera. Como Iñaki "Enchufados" ha tenido a bien poner en su blog una boutade de las enormes, véase:



    Como ya lo ha hecho público y ha comenzado a tener su vida efímera por Tiwtter, aprovecho que estoy con un montón de trabajo pendiente para colocar el resto de mi texto, que no es que elabore más el asunto pero puede darle un poco de contexto. O no, quién sabe. Tampoco es algo nuevo, y creo que me he pronunciado muchas muchas veces en este sentido por esta bitácora en los últimos 13 años.

    PREPOTENCIA
    Las discusiones que aparecen por diferentes foros una y otra vez sobre este asunto de si la gente que defiende posicionamientos escépticos no tiene éxito porque es percibida como prepotente o avasalladora tienen un cierto toque de déjà vu y de autocompasión que acaba siendo cansino. Quizá porque a mucha gente le fastidia que la irracionalidad haya ganado en tantos sitios por más que las posturas consideradas socialmente más atractiva sean anticientíficas o estúpidas o... y ante la incapacidad de convencer a la gente de que las antenas de móviles no son peores que fumar, ni el usar el wifi tiene más peligro para la salud que pasear por una calle de las que tenemos llenas de coches contaminando el aire, que realmente si quisieran envenenarnos, controlar nuestras mentes o cambiar el clima (o todo ello a la vez) habría muchos medios más sencillos que sembrar de nubes de condensación el cielo sobre la cabeza de gente con alucinaciones paranoides. Y etcétera.

    Como entre otras cosas llevo cierto tiempo intentando comunicar precisamente posturas que caen del otro lado, se que no hay situaciones perfectas, pero el mundo es perfectible. Es razonable pensar en que el progreso viene más fácilmente de la mano de la racionalidad y que colaborar a que eso pueda seguir existiendo merece la pena. Y que así uno tiene que intentar hacerlo lo mejor que sepa y que pueda. Y como nadie es capaz de reconocer que no puede hacer algo que está convencido que sabe hacer, por mucho buen rollo y frases de Paulo Coelho, pasa lo que pasa. Es decir: puede que ciertamente se comunique y se convenza más efectivamente con mucha empatía y vendiendo un discurso más adaptado a lo que la gente quiere (potencialmente) oir. Pero posiblemente en algunas cuestiones se impone un cierto revulsivo, contraponer un exabrupto, o una broma, o denunciar que el emperador va desnudo y los trajes visibles solo para personas buenas no existen, mientras que los timadores son legión y siempre están a la que salta.

    Lo he comentado en algunas charlas sobre pensamiento crítico y sociedad en los últimos años: las pulseras power balance no se dejaron de ver en las muñecas de la gente famosa y del resto de la gente porque los científicos o los escépticos denunciaran y explicaran que eran un timo. Posiblemente el mundo de las pulseritas de goma con su holograma super-resonante se acabó cuando se convirtieron en pasto de los monologuistas del club de la comedia. Y si hay algo prepotente es reírte de la gente... ¿o no?

    Personalmente prefiero que me digan a la cara que soy un borde. ¿Que a alguien le molesta el tono prepotente de una persona? Pues que lo diga, o que pase de élla. A mi me incomoda mucho vivir en un país gobernado por delincuentes (unos días ladrones, otros terroristas... esos crímenes tan variados), y ahí estamos. Lo digo a veces y otras paso. 

    De verdad que intento ser muy muy educado, especialmente cuando hablo de temas controvertidos, pero sin negar nunca que mi opinión es tal o cual. Siempre invito a la gente a que no cambie su creencia por la creencia en mi, que lo que yo digo puede estar equivocado y lo que vale son los datos comprobados y todo eso. Es cierto en cualquier caso que, quien me haya escuchado lo sabe, juego con cierta ironía o hasta sarcasmo antes ciertos personajos y situaciones en los que se vende con éxito una imbecilidad. Pero de verdad, me corta mucho hablar en público y no suelo decir las barbaridades que en la intimidad se me pueden escuchar. Entre otras cosas porque, como casi todo el mundo, empleo un registro más o menos adecuado a la situación en la que estoy.

    Eh, esto lo hace (afortunadamente) todo el mundo. Y todos sufrimos la convivencia ocasional con una persona incapaz de darse cuenta de que tú no eres parte de su mundo hasta el punto de tener que soportarle todo. Pero me he dado cuenta de que hay algo más: si yo resulto un día apabullante, o prepotente, o zafio, parece que de ahí puede desprenderse que "somos" así. Es decir, y no es algo que me pase a mi solamente, sino que yo he visto cuando alguien comentaba lo que había dicho otra persona (un divulgador científico o escéptico, por ejemplo): que mucha gente generaliza y eso parece valer para muchos otros colectivos (los cientifistas, los escépticos, los directores de planetarios de pamplona...) de los que no suelo ser portavoz. (Si fuera ministro se iban a enterar).

    Y como esto se suele repetir, pues resulta que quienes se meten contra las pseudociencias son percibidos como personas prepotentes. Salvo muy pocas y honrosas excepciones. Que todo hay que decirlo. Y, de paso, muchos piensan que los promotores de tales pseudociencias resultan mucho más compasivos o equilibrados y menos dogmáticos. ¿De verdad? Pues si, eso dicen. De poco sirve que un tipo como **** sea realmente un energúmeno, a quien le has visto insultarte, usar sus influencias para que te veten en tal medio de comunicación o directamente plantarte una querella. El prepotente eres tú. Y lo sabes.

    Porque no importa que tú seas una persona conciliadora, que nunca has hurtado una discusión sencilla, intentando aportar datos contrastados donde se suelen colocar afirmaciones desmelenadas. Más de una vez me ha pasado en alguna charla que una persona del público me increpe e insulte incluso porque he dicho algo que no quería oir y que iba en contra de sus convencimientos o creencias. Normalmente en esos casos empiezan diciendo algo tipo "es que usted es un prepotente"... luego suelen hablar de dogmáticos, inquisidores y acaban insinuando o directamente acusándome de estar vendido al capital Pocas veces (una o ninguna, que recuerde) he mandado a la mierda a quien tal hace, a pesar de que estaba en el más absoluto de los derechos a hacerlo, o al menos a despreciarle por su hostilidad y pasar de contestarle. Qué va, en esos casos he intentado, todo lo contrario, volver a argumentar y explicitar su completo derecho, por supuesto, a creer lo que quiera, incluso cuando no es cierto. A sabiendas de que iba a ser del todo inútil. Y he visto a muchas de esas personas llamadas "prepotentes" responder con una infinita delicadeza a verdaderos hachazos carentes de educación.

    Lo que me conduce a lo que había recogido Iñaki Ucar, una ley absurda sin comprobar al respecto que se podría llamar Ley de Armentia (o de los cojonesmanuel): en cuanto alguien es tachado de prepotente en público ES prepotente. Y cualquier intento de contrarrestar con argumentos ese insulto será percibido como la reacción de un prepotente. QED.

    Como me llamaron públicamente prepotente hacia el año 85, hace 30 años que no tengo complejo alguno en saber que no seré de los elegidos para ser santificados por los biempensantes del mundo. No intentarlo me ha permitido, por otro lado, dedicarme a aprender un poco más y a intentar al menos seguir trabajando por lo que me parece bueno trabajar.

    Ya se que esto no es un criterio o imperativo moral al estilo del de Kant, pero me parece que la gente que escribe, habla o baila en público tiene que asumir que su trabajo no es bueno o malo en función del buen rollo que suscite, sino de otros parámetros que cuesta más evaluar y, sobre todo, que exigen más trabajo hacerlo.

    Así que cuando me dicen que los escépticos (o los divulgadores de la ciencia, o los payasos de la tele o ...) transmitimos mal porque parece que agredimos a la gente, sonrío y pienso en algún mantra de esos que uno tiene para no decirlos en público (por ejemplo: "y tu puta madre, carilño") y suelo comentar en alto: ah, pues si, qué interesante tema.

    (Bueno, no siempre digo esas cosas, otras simplemente miro con tristeza cómo una persona puede estropearse tanto como para creer en los chemtrails o en la homeopatía y encima llamarme a mi prepotente...)

    Comperdón.

    2015-03-08 19:14
    Enlace | 5 Comentarios



    2015-03-05
    )

    La Falsa Noticia Bíblica Que Avisa La #Santasemana
    2015-03-05

    Hagan memoria: ¿recuerdan esa noticia que todos (o casi todos) los medios recogieron hace unos años sobre unos hallazgos arqueológicos en Tierra Santa del la llamada "urna de Santiago"? ¿O fue la tumba de Jesús, o de María, o de su hermana? ¿O aquella otra de la casa de la hermana de Jesús? O tantos otros... En cuanto uno se pone a recordar, te encuentras un déjà vu, la sensación (pero esta vez no es ilusoria) de que algo así ya te lo habían contado antes, más o menos. Un poco como lo del agua en Marte de la NASA, pero en evangélico. Si a esta parte de arqueología en Tierra Santa le añadimos la aparición del nésimo estudio que demuestra la veracidad de la Síndone como sudario que envolvió a Jesucristo, ya tenemos montada la cosa.

    No son noticias inocentes, no son muestra del trabajo de arquéologos o historiadores y de cómo vamos conociendo mejor el pasado, sino pura propaganda bíblica. Así de claro, un juego al que juegan todo el año algunos fundamentalistas bíblicos, pero que en fechas cercanas a la Semana Santa se convierte, por aquello de que los responsables de la edición de medios de comunicación tienen la neurona "ah, mira, mete esto que viene muy a cuento" en estado de activación permanente.

    Ya tenemos la noticia de este año, recogida en diversos medios a partir de la nota de Europa Press (suelen ser ellos en nuestro país, y cualquiera podría pensar que no es casual...): "Hallada la casa en la que Jesucristo pasó su infancia". Como se ve, está además en las páginas de ciencia, Ciencia Plus. Pero la referencia es a una noticia en la publicación "Biblical Archaeological Review" de la "Biblical Archaeological Society", que no es una sociedad científica, sino uno de los muchos intentos de dotar de barniz académico al literalismo bíblico en el mundo de la arqueología. No es la única, hasta el Discovery Channel jugó a vender historias de estas con aquel pseudodocumental de James Cameron y Simcha Jacobovici titulado "El sepulcro olvidado de Jesús", que fue presentado, como debe ser, en tiempo de Cuaresma.

    Desde luego esta temporalidad debería hacernos sospechar de si la noticia no es más bien algo tipo "serpiente de verano", en este caso noticias de las que van haciendo cuaresma, preparando la propaganda cristiana de la Santasemana. Aunque no siempre se da, ni es estrictamente necesaria. Por ejemplo, la presentación multitudinaria de la urna u osario de Santiago, también un hallazgo promovido desde la misma publicación de la misma sociedad bíblica que he mencionado, se hizo en octubre de 2002. Se trataba de un osario desenterrado en una cueva en las afueras de Jerusalén, camino del Monte de los Olivos, de tiempos "bíblicos" y que tenía una inscripción en arameo diciendo "Santiago, hijo de José, hermano de Jesús". Era la primera referencia externa a fuentes bíblicas que parecía dotar de realidad a la historia de los evangelios. (Recomiendo la lectura del texto del periodista e historiador Julio Arrieta en EL CORREO titulado "La urna de la discordia" sobre el tema).

    De hecho, tenemos noticias que muestran la veracidad de la Biblia a cascoporro. La revista ARTIFAX, otra más del tema, editada por otra asociación más del tema, en este caso el Institute for Biblical Archaeology, publica cada año su lista de los 10 descubrimientos más importantes, un poco como lo de los avances científicos del año que hace Science, pero en bíblico... (algunos ejemplos: 2012, 2013, 2014...) Desde luego con la cantidad de descubrimientos y la frenética actividad que parecen desplegar en Palestina, lo curioso es que siempre sean hallazgos cuando menos conspicuos o tangenciales.

    Pero ya se sabe, es temporada de noticias bíblicas y ante eso no podemos hacer nada. De hecho, esta misma entrada es "ese post" de todos los años por estas épocas. ¿O qué se creían, que aquí no hablamos del agua en Marte, de Nessie o de la Semana Santa?


    2015-03-05 08:49
    Enlace | 0 Comentarios


    portada | subir