ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

la boca
artículos, escritos y demás piezas perfectamente obviables perpetradas por Javier Armentia

Instagram

Blogalia
FeedBurner

StatCou nte r

Ver Estadísticas

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 España.

Para contactar con el autor:

Archivos
desde el 24 de enero de 2002

<Octubre 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
29 30 31        



Nos enlazan según Google


Blogalia


Últimos comentarios aquí...

  • uali20 en Las Brujas ?Vaya Timo!
  • uali20 en Las Brujas ?Vaya Timo!
  • uali20 en Las Brujas ?Vaya Timo!
  • uali20 en Las Brujas ?Vaya Timo!
  • uali20 en Las Brujas ?Vaya Timo!
  • uali20 en Las Brujas ?Vaya Timo!
  • uali20 en Las Brujas ?Vaya Timo!
  • uali20 en Las Brujas ?Vaya Timo!
  • uali20 en Las Brujas ?Vaya Timo!
  • uali20 en Las Brujas ?Vaya Timo!
  • Inicio > Historias > Casarse Con Un(a) Imbécil
    2006-02-09
    )

    Casarse Con Un(a) Imbécil
    2006-02-09


    Anda preocupado el Ejército norteamericano por el elevado nivel de desarreglos conyugales de sus miembros. Que se divorcian un montón. Han concluido que, ante el fracaso de su política anterior que se basaba en "si el ejército hubiera querido que tuvieras mujer, ya te habría proporcionado una", y que los reclutas no paraban de casarse y con ello malcasarse, el problema es que no eligen bien. Lo contaban en una nota de EFE:
    Agobiado por la elevada tasa de divorcios, el Pentágono ha decidido meterse a casamentero. Directamente. Acaba de aprobar una campaña dirigida a los reclutas -se entiende que también a los mandos- con un eslogan sonoro aunque no siempre fácil de cumplir, según revela la tradición castrense, ya que como decía Groucho inteligencia y militar son términos contradictorios. Todo esto, sin embargo, no ha hecho que el Pentágono se piense demasiado la frase en cuestión, "Cómo evitar casarse con un/a imbécil", con que las Fuerzas Armadas estadounidenses se han propuesto enseñar a los soldados a elegir a sus futuros cónyuges. La frase, aunque no lo parezca, es todo un avance: deja atrás los tiempos de otros eslóganes como aquél "si el Ejército quisiera que tengas mujer, ya te habría dado una".

    La portavoz del Pentágono, Martha Rudd, explica que el programa, también llamado más suavemente "Escoge un/a compañero/a", es la continuación de la campaña "Construyendo familias fuertes", iniciada en 1999 no con demasiado éxito a tenor del número de separaciones. Las cifras son, según el Pentágono, alarmantes. De los más de 618.000 militares en activo que había en septiembre del 2001, se han divorciado desde entonces 95.000, lo que representa el 15%. El ideólogo de este plan es el antiguo pastor y psicólogo John Van Epp, de Ohio, quien, a propósito del nombre del programa, define como persona no recomendable -"imbécil", es literalmente la palabra que utiliza el Pentágono- a aquella «que tiene un problema que perjudica la relación y una resistencia pertinaz a solucionarlo».


    La campaña la dirige un psicólogo llamado John Van Epp. En la web de su programa P.I.C.K. a partner (TM) -lo de "pick" significa "premarital interpersonal choices and knowledge"- tenemos el típico programa en que un cúmulo de obviedades y estereotipos sobre las relaciones humanas se presentan con profusión de acrónimos (esto les encanta a muchos, aunque a mí me pone del hígado). Por ejemplo, el RAM (relationship attachment model), y cosas de esas...



    Vamos, te tragas una serie de vídeos de 5 horas y tienes unas sesiones, rellenas los cuestionarios y ya tienes la panacea: no te casarás con un jerk (en la página, por cierto, se informa de cómo hacerse instructor del programa, por si alguien está interesado).

    En nojerks.com están convencidos de conseguir que la gente no se case con un(a) imbécil. Podrían, claro, cuestionarse si realmente no es mayor imbecilidad meterse en el ejército estadounidense, más ahora que te mandan por ahí a masacrar moros... Lo peor de todo, claro está, es el tufillo integrista religioso que sale de todo el asunto: la familia que reza unida y demás, además de permanecer unida, guerrea por la Libertad unida. Para mayor gloria de Bush, como no podría ser menos. Este rearme moral, ahora tocando el tema del matrimonio, es el que más peligro tiene.

    2006-02-09 11:16
    Enlace | 3 Comentarios


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://javarm.blogalia.com//trackbacks/37300

    Comentarios

    1
    De: Hannah Fecha: 2006-02-09 12:00

    ¡¡¡Y es que lo que natura no da, Salamanca no presta, y les queda tan lejos "Salamanca", a las fuerzas armadas de EEUU y a la administración Bush!!! Bueno, decir también que "Salamanca" queda lejos de todas las fuerzas armadas, incluso de las de "Salamanca"

    Felicidades por tu blog.

    Un saludo cordial

    Hannah



    2
    De: Kea Fecha: 2006-02-11 11:34

    No hay quien les entienda.
    En las guerras se mata y se muere, y la falta de uno de sus pilares hará tambalearse la inamovible, e imprescindible según ellos, estructura familiar padre-madre.
    Me pregunto como propician esos fundamentalistas cristianos familias que en un futuro tienen muchas probabilidades de convertirse en monoparentales.



    3
    De: Roberto Fecha: 2006-02-13 03:26

    Como diría el caricaturista argentino Quino en la voz (o mejor dicho en el globo o bocadillo) de Mafalda:

    “Lo que faltaba; el ejercito estadounidense patrocinando bandas paramatrimoniales”



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.224.203.224 (1a7c3020dc)
    Comentario

    portada | subir