ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

la boca
artículos, escritos y demás piezas perfectamente obviables perpetradas por Javier Armentia

Instagram

Blogalia
FeedBurner

StatCou nte r

Ver Estadísticas

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 España.

Para contactar con el autor:

Archivos
desde el 24 de enero de 2002

<Abril 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
             



Nos enlazan según Google


Blogalia


Últimos comentarios aquí...

  • ElPez en ¿El Timo Del Fracking? #vayatimo
  • David en ¿El Timo Del Fracking? #vayatimo
  • Anónimo en Transfóbicos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • ElPez en Transfóbicos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • ElPez en Transfóbicos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • Anónimo en Transfóbicos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • ElPez en Contra El Cambio De Hora
  • Andres en Olores De Humo (BC012)
  • Carlos Herranz en Contra El Cambio De Hora
  • ElPez en Transfóbicos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • Inicio > Historias > Adiós, Animalitos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
    2016-06-14
    )

    Adiós, Animalitos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
    2016-06-14

    Publicado el lunes 13 de junio de 2016, MILENIO - Diario de Noticias

    La Totoaba macdonaldi es un pez que llega a pesar cien kilos y a medir dos metros, y se va a extinguir porque unos imbéciles utilizan su vejiga natatoria para hacer una sopa que, afirman, tiene cualidades afrodisíacas y curativas. Cosas de la medicina tradicional china, esa tan querida por los memos de lo alternativo aquí en occidente. Los dólares chinos permiten que la pesca ilegal en el único santuario donde sobreviven unos pocos cientos de ejemplares de la totoaba, las costas mexicanas del golfo de California. Pero la barbaridad es aún mayor porque en las redes donde perecen estos peces gordos también caen irremediablemente las Phocoena sinus, las vaquitas marinas, un cetáceo aún más en peligro: ni cien ejemplares quedan. Adiós, vaquitas y totoabas. Moriréis porque bien es sabido que las tradiciones orientales son más importantes que nada en el mundo.

    No os vais a ir solas, y no deja de ser impresionante el nivel de perversidad de la ignorancia humana. La artritis de los chinos ricos requiere huesos de tigre. Lo dice, ya imaginan, la medicina tradicional, que también aprovecha otras partes de este animal en peligro de extinción: quedan menos de 3.000 ejemplares salvajes de Panthera tigris. Y posiblemente nos quedaremos solo con las poblaciones que se mantienen en cautividad. Adiós, tigre.

    Ay, pero también los tiburones. El aceite de tiburón es un producto de lujo en China. Y allí y en muchos otros lugares del mundo se comercia con cartílago de este escualo porque se han inventado, sin ninguna verdad pero mucha tradición, que eso lo cura todo, incluido el cáncer. Adiós también, tiburones.

    Qué más da que se haya prohibido oficialmente ese comercio que extinguirá a estas y otras especies. Tradición e interés les sentencian. Ahora, humanos, seguid defendiendo esas medicinas de moda.

    2016-06-14 07:47
    Enlace | 1 Comentarios


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://javarm.blogalia.com//trackbacks/76379

    Comentarios

    1
    De: Anónimo Fecha: 2016-07-11 19:45

    No conocía a esa especie. Tienen cara de cetáceos, los pobres; de ballenatos. Gracias por habérmelos dado a conocer. Es terrible asistir a la extinción provocada de especies; dan ganas de incendiar algo.
    Personalmente no conozco a ningún occidental que muestre aprecio por la medicina tradicional china. ¿Los hay? ¿En número significativo?



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.80.133.210 (719ce705b9)
    Comentario

    portada | subir