ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

la boca
artículos, escritos y demás piezas perfectamente obviables perpetradas por Javier Armentia

Instagram

Blogalia
FeedBurner

StatCou nte r

Ver Estadísticas

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 España.

Para contactar con el autor:

Archivos
desde el 24 de enero de 2002

<Abril 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
             



Nos enlazan según Google


Blogalia


Últimos comentarios aquí...

  • ElPez en ¿El Timo Del Fracking? #vayatimo
  • David en ¿El Timo Del Fracking? #vayatimo
  • Anónimo en Transfóbicos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • ElPez en Transfóbicos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • ElPez en Transfóbicos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • Anónimo en Transfóbicos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • ElPez en Contra El Cambio De Hora
  • Andres en Olores De Humo (BC012)
  • Carlos Herranz en Contra El Cambio De Hora
  • ElPez en Transfóbicos (#MILENIO @NoticiasNavarra)
  • Inicio > Historias > El Antiguo Siroco Y Sus Historias - #puticlú
    2016-08-20
    )

    El Antiguo Siroco Y Sus Historias - #puticlú
    2016-08-20

    1. De Storify: 

    2. Volvemos a la carretera a pasar al lado de algún #puticlú . El New Club en pleno camino de Santiago... En la N-120 en Villamayor del Río.
      Volvemos a la carretera a pasar al lado de algún #puticlú . El New Club en pleno camino de Santiago... En la N-120 en Villamayor del Río.
    3. Escribía el pasdo 12 de agosto en instagram como pie de esta foto: 
      Volvemos a la carretera a pasar al lado de algún #puticlú . El New Club en pleno camino de Santiago... En la N-120 en Villamayor del Río, provincia de Burgos.
    4. Como suele pasar, el club ha pasado por diversos momentos. Hace unos años, en 2013, llegó su notoriedad. Lo llamaban entonces "Siroco" y por lo que se ve llevaron a una mujer procedente de Bolivia a quien obligaron a prostituirse.
    5. El dueño, su hijo y una trabajadora fueron detenidos y juzgados. Como comentaba el Diario de Burgos (21 marrzo 2013): La Audiencia Provincial ha condenado a los tres acusados de coaccionar a una mujer boliviana para que ejerciera la prostitución en el club Siroco, en Villamayor del Río, en el año 2006. Ha impuesto una pena de seis años de cárcel a los tres, al dueño del local, Enrique Pérez; a su hijo, Aaron Pérez, y a Claudia Cabrera, trabajadora del establecimiento. El tribunal les ve culpables de un delito contra los derechos de los extranjeros, que castiga a quien promueve el tráfico ilegal de inmigrantes y que se agrava cuando se lleva a cabo con ánimo de lucro y con engaño.
    6. La historia sigue porque los condenados vendieron el club y se dieron a la fuga.
    7. Algo curioso es que tras la condena que habían tenido los propietarios del Siroco les dejaran en libertad (tras una pena de 6 años de prisión). Como estos mundos del puterío son así de escabrosos, yo no digo ni quito nada. Pero ahí está: vendieron el club y se dieron el piro.
    8. Claro que la historia del Siroco no acaba ahí. Lo contaba el Diario de Burgos el 10 de septiembre de 2014:
    9. Leemos: Algo más de un año ha tardado en caer Enrique Pérez Gómez, que huyó de Burgos y de España después de que la Audiencia Provincial le condenara a él y a su hijo a 6 años de cárcel por forzar a una mujer boliviana a la prostitución. El que fuera dueño del club Siroco, en Villamayor del Río (al lado de Belorado), ha sido detenido por la Policía Militarizada del Estado de Goiás, en Brasil, en una pequeña localidad, Niquelandia. ¿Qué hacía en el país sudamericano? Reclutar mujeres para trabajar en clubs de alterne españoles.
    10. La historia queda así por el momento. Cuanto más sórdida es la historia de cada puticlú más siento que esto no es un negocio que se pueda tolerar sin más en aras de una pretendida libertad sexual. No me acusen de moralismo, hablamos de derechos humanos, si, pero de las mujeres explotadas; hablamos de redes de delincuentes, tráfico de personas, explotación y secuestro... todo ese negocio ilegal e inmoral que ampara también el mundo de los #puticlús.
    11. Otra vista del "New Club" de Villamayor del Río, el #puticlú antes conocido como "Siroco", del que contamos histeria en nuestro blog del proyecto en marcha: https://storify.com/javierarmentia/puticlu
      Otra vista del "New Club" de Villamayor del Río, el #puticlú antes conocido como "Siroco", del que contamos histeria en nuestro blog del proyecto en marcha: https://storify.com/javierarmentia/puticlu
    https://storify.com/javierarmentia/puticlu

    2016-08-20 10:27
    Enlace | 4 Comentarios


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://javarm.blogalia.com//trackbacks/76483

    Comentarios

    1
    De: Luis Javier Capote Pérez Fecha: 2016-08-21 21:00

    Estoy plenamente de acuerdo con la conclusión final, y por ello me resulta alarmante que se justifique este mercadeo -y otros que afectan exclusivamente a las mujeres- como parte y expresión de la libertad personal. Un vocablo muy curioso que he leído en Twitter es el de «putofobia» usado como venablo para referirse a los abolicionistas.



    2
    De: ElPez Fecha: 2016-08-22 12:55

    Triste, Maese Capote, ciertamente. Vergonzante, también, para una sociedad demasiado parca en asegurar derechos fundamentales cuando tocan a ciertas costumbres y mafias.

    Comencé hace unos meses a recoger fotos al paso de los puticlubes o puticlús (a mi me gusta más acabado en ú, qué le vamos a hacer) de carretera, y al colocarlas en el Storify recabé algo de información sobre los sitios. Aparte de los foros puteros (como ya he escrito, con toda la pinta de estar mantenidos y promovidos por los mismos "empresarios" del sector), lo único que sale, y en casi todos, es una historia de prostitución de menores, de trata de mujeres inmigrantes ilegales y otros delitos no menores.

    No deja de ser notable que muchos de estos sitios tuvieron estos sucesos hace más de 10 años, pero ahí siguen, como si nada hubiera pasado o peor aún, como si a pesar de todo lo demostrado, nadie considere que estos lugares son la geografía necesaria de esos delitos. Difícil pensar en que una sociedad tan preocupada por algunos aspectos sea tan laxa en el control de estos putiferios y sus delincuencias asociadas.



    3
    De: Luis Javier Capote Pérez Fecha: 2016-08-22 13:38

    Es notable y es preocupante que esa laxitud se justifique en nombre de la libertad personal.



    4
    De: Anónima Fecha: 2016-08-23 10:07

    En realidad la cuestión es que las mujeres obligadas a prostituirse no llegan a ser consideradas como "personas" con derecho a tener "libertad personal".

    Se las considera como objetos para disfrute de los hombres.

    Es exactamente la misma mentalidad machista repugnante que lleva a que haya violaciones en las fiestas....



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.80.18.223 (7c034dee52)
    Comentario

    portada | subir